viernes, 25 de mayo de 2012

EL TEXTO PERIODÍSTICO. Subgéneros de opinión. El blog.

La entrada de blog como  tipo de texto periodístico de opinión.
Literatura hispanoamericana en un artículo periodístico.


A veces podemos encontrar un texto periodístico en el que haya referencias literarias, o incluso que se centre en un tema literario.
¿Recordáis el texto de Manuel Vicent que hicimos en el examen con sus citas de  Ganivet y Ortega, y las referencias a la Generación del 98 ? Ya lo subiremos aquí también para que veáis la organización de las ideas, pero ahora quiero poneos sobre aviso de otro asunto. Son muchos los subgéneros periodísticos, y no se puede decir que en los resúmenes que hemos usado esté todo. Si queréis estar totalmente al día, deberíais tener en cuenta también los textos que se producen en medios de información que utilizan las nuevas tecnología (internet) para su difusión. 
Como ejemplo, os voy a subir un texto que pertenece a un blog de un colaborador de El País. Sería un tipo de artículo de opinión más actual, que puede contener enlaces a otras informaciones y que permite una difusión instantánea. Las características pueden ser similares a las del artículo de opinión o la columna, sobre todo en lo referente a los elementos de la subjetividad; el análisis y comentario es similar. 
No creo que vayáis a encontrar algo tan denso como esto en el examen de selectividad, pero os lo subo como ejemplo de lo que estamos comentando y porque es tanto el contenido de literatura, que nos sirve para repasar el tema de la literatura hispanoamericana!!
Fijaos en algunos aspectos que lo acercan a la crítica (subgénero mixto de opinión e información), y en que su punto de partida arranca de un comentario a una entrevista que aparece el mismo día en el periódico.  Muchos elementos a tener en cuenta.
Aquí está el texto:

La edad de la literatura latinoamericana

Por: Juan Cruz | 14 de mayo de 2012

Le dice hoy en El País Santiago Gamboa a Pablo Ordaz que la literatura latinoamericana ya es mayor de edad. De lo que dice el escritor colombiano, que ahora publica en Mondadori su novela Plegarias nocturnas (en algún sitio leí que su obra se titulabaPlegarias atendidas, y me vi de pronto a Gamboa vestido de Truman Capote), me llamó la atención, sobre todo, esa partícula "ya", pues es bien notorio que la literatura latinoamericana es mayor de edad desde hace rato.
Lo que se entiende es que ahora la literatura latinoamericana viaja más y se confronta principalmente con la otra literatura de su lengua, la española. Creo que esa confrontación no era imprescindible para certificar la edad de la literatura que se hace en América en nuestra misma lengua. España ha vivido demasiado tiempo dando certificados a lo que hacen los otros países de nuestro ambiente o de nuestra memoria; como si por este fielato tuvieran que pasar todas las cosas.
En la época del boom, a la que alude Gamboa como un parteaguas del avance internacional de la literatura de su zona, España abrió su frontera estrechita y se dispuso a leer a los latinoamericanos que venían como una explosión escrita. Pero después no hubo boomerang, no era posible; España vivió tan cerrada a la llegada de "los otros" que incluso hubo que hacer en este país una campaña contra la xenofobia (no sólo literaria, general) que se había instalado en sectores muy diversos de la sociedad. Y esa xenofobia estaba destinada sobre todo a los emigrantes latinoamericanos, incluidos sus productos, artísticos también.
La literatura latinoamericana, que cubre ya más de un siglo de fantásticos escritores, es mayor de edad desde hace mucho rato, y basta mirar las estanterías de la memoria que cada uno tiene en sus recuerdos o en sus casas. Lo que ha ocurrido, es cierto, que el otro lado, el lado de acá, el lado de España, vivió un divorcio empobrecedor del cual despertamos cuando empezaron a publicarse acá los libros de Alejo Carpentier o Juan Carlos Onetti mezclados con lo que fue la más notoria producción literaria del siglo, la que propiciaron hallazgos como Rayuela, Cambio de piel o Cien años de soledad. Ah, ¿es que escribían antes del boom?
Pero la literatura latinoamericana ya era mayor de edad. La que estaba detenida, me temo, era la edad literaria de España, a la que le costó mucho despertarse a la evidencia de que la literatura española no es tan solo la literatura de la parte de la Península que habla español.
Y ahora, a leer a Gamboa y a seguir leyendo literatura latinoamericana. O cualquier literatura. La literatura, dice Julio Llamazares, es para detener el tiempo, la edad, la escoria de los temporales. La literatura no tiene edad. Ni las bibliotecas.


Si queréis ver el lugar donde aparece este texto, buscad en el este enlace 

Ahí tenéis todos los blogs del periódico.  Yo he elegido el de Juan Cruz. (Por poner alguna pega, falta subrayar o remarcar debidamente los títulos. No olvidéis subrayarlos en vuestro examen.)
Otra enlace fundamental :http://www.elmundo.es/blogs/elmundo/, con el editorial en el primer recuadro y el resto los blogs de los colaboradores.
El Mundo y El País son los periódicos de mayor tirada, pero hay muchas otras publicaciones importantes.
Hay muchos ejemplos de textos interesantes. Id echando un vistazo de vez en cuando para haceros una idea de los temas que están de actualidad. La lectura de muchos de ellos os darán argumentos e información para ir creando vuestra opinión sobre muchos asuntos que quizá más adelante puedan ayudaros a elaborar un buen comentario crítico.
Y también os pondréis al día. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario